La huelga paralizó España

La huelga general que se vivió en España fue muy poco productiva, y por eso se paralizó la industria en Galicia, y hubo un fracaso en la administración. Citröen y Zara fueron dos empresas que quedaron completamente neutralizadas, mientras que la Xunta calculó que el seguimiento entre su personal fue menor al 15 por ciento. La economía del país viene siendo negativa desde que se produjo la crisis en el 2008, y que se agudizó en el 2009. Esa fue la razón por la cual se dio este suceso, aunque hay que remarcar que no tuvo mucho éxito.

Según lo que informó la Xunta la incidencia en los servicios que dependen de manera directa de ella, fue apenas del 14,4%, y en la enseñanza y sanidad pública no llegó al 10%. El número aproximado fue de 160 mil personas que secundaron al mediodía las manifestaciones que fueron convocadas en las principales ciudades. Las marchas masivas se dieron en Vigo, junto a Ferrol, donde resultó más visible el paro, ya que allí se frenó a la mayor parte de la actividad laboral y ciudadana.

Economia

En esos lugares hubo dos marchas multitudinarias. Una de ellas fue convocada por los sindicatos estatales, mientras que la otra por los nacionalistas de la CIG, que tomaron el centro urbano.

Por otra parte, en lo que se refiere al transporte, apenas se cumplió un 60% de los servicios mínimos, según los datos que se encargó de propinar las empresas del sector a la Xunta, para que luego sea informado a la sociedad.

Grandes centros comerciales, entre los cuales se destaca el Corte Inglés, tuvieron que cerrar sus puertas para prevenir algún tipo de incidente que se puede presentar en situaciones como éstas.

Por último, un punto importante para mencionar es que tampoco funcionaron los servicios de recogida de basura en los núcleos más poblados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.